archivo | aNews Feed RSS para esta sección

en el furgón de cola

Haz clic para leer el blog oficioso de España en la UE.

Hemos abierto blog nuevo para contarles de manera informal, pero precisa, los sesis meses de la Presidencia española de la Unión Europa: ES 2010.

Salir de la crisis y balizar la recuperación económica será la principal preocupación de la Presidencia española, que tendrá que tener en cuenta el nuevo modelo de crecimiento que sustituirá a los objetivos de empleo de Lisboa, que al cabo de los han resultado ser un fiasco. El énfasis será puesto en la formación para conseguir empleo de calidad y el pacto por el empleo, uno de los ejes del mandato europeo de España junto con la economía verde.

Pero de momento España, que sigue en recesión, es el mayor productor de parados de toda la Unión Europea, superado solamente por Letonia. Todo un récord para la historia. Se huele crisis para rato y ya nos habría venido bien otro escenario para lucirnos con la Presidencia en trío, que no nos volverá a tocar en otros 13 años…  [más]

Anuncios

aventuras digitales

Me tienta la aventura digital. Siempre me han gustado las aventuras, nunca me ha parado el miedo al riesgo y lo practicado cuando la vida (y mis jefes) me lo ha permitido. Ahora no tengo jefes y estoy metido en un par de aventuras que aunque no den dinero (hoy) me garantizar estar donde hay que estar, siguiendo las nuevas tendencias de la profesión que practico (con pasión) desde hace más de medio siglo.

Me tientan (ahora) con una nueva aventura (digital): un periódico. Hacer una edición especial de una cabecera ya existente y consolidada. Para animarme, el editor de ese digital, dinámico e inteligente, me advierte que no se trata de ganar dinero, sino de tener presencia, de estar. No soy un hombre de negocios, aunque ahora dependa de mi olfato empresarial para no hundirme en la miseria. Pero no sé si voy a aceptar.

No se trataría de no ganar, se trata de perder dinero después de sembrar tus páginas digitales y tu inspiración con colores y sonidos que agobian y agotan que dejan unos céntimos si el visitante caritativo hace clic en alguno de esos anuncios. Por eso yo visito y leo pocos digitales, aunque acepto que son el futuro. Pero habrá que buscar fórmulas menos agresivas, y más rentables. Entretanto, confieso que me lo sigo pensando.